Canal Antigua

Somos información

“Por el amor de Dios, este hombre no puede permanecer en el poder”, dice Biden sobre Putin

5 minutos de lectura

El presidente Joe Biden declaró enérgicamente el sábado que el presidente ruso, Vladimir Putin, ya no debería permanecer en el poder, un desafío que se produjo al final de una gira por Europa destinada a reforzar la unidad occidental.

“Por el amor de Dios, este hombre no puede permanecer en el poder”, anunció Biden al final de un discurso pronunciado frente al Castillo Real de Varsovia.

Más tarde, la Casa Blanca dijo que el presidente Biden no se refirió a un cambio de régimen. “El punto del presidente fue que no se puede permitir que Putin ejerza poder sobre sus vecinos o la región. No estaba discutiendo el poder de Putin en Rusia o el cambio de régimen”, dijo un funcionario de la Casa Blanca.

La línea no estaba en los comentarios preparados de Biden, dijo otro funcionario de la Casa Blanca.

Pero su comentario ya estaba resonando cuando Biden partió de Polonia para regresar a Washington después de su viaje de último minuto para asistir a cumbres en Bruselas y tranquilizar a los aliados a lo largo del borde oriental de la OTAN.

Fue lo más lejos que Biden ha ido al pedir un cambio de régimen en Rusia y refleja un cambio significativo en el enfoque estadounidense hacia Moscú. Funcionarios estadounidenses habían dicho anteriormente que sacar a Putin del poder no era su objetivo.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, respondió a Biden y dijo: «Esto no lo debe decidir el Sr. Biden. Solo debe ser una elección del pueblo de la Federación Rusa».

El discurso final de Biden

Biden abrió su discurso diciendo que Ucrania es ahora una batalla de primera línea en la lucha entre la autocracia y la democracia, presentando la invasión de Rusia a su vecino como parte de la lucha de décadas que se ha desarrollado entre Occidente y el Kremlin.

«Mi mensaje para el pueblo de Ucrania es… estamos con ustedes. Punto», dijo Biden, en un discurso pronunciado frente al Castillo Real en Varsovia, Polonia.

Justo antes de que Biden hablara en Polonia, un ataque aéreo golpeó un depósito de combustible en las afueras de Lviv, Ucrania, a unas 200 millas de donde hablaría el presidente. El ataque provocó que una nube de humo y llamas se elevara sobre la ciudad del oeste de Ucrania, que en gran medida había sido vista como un refugio seguro durante la guerra dada su distancia de la frontera entre Rusia y Ucrania.

Fue un ataque sorprendente, que se produjo solo un día después de que el ejército ruso dijera que la primera fase del conflicto había terminado y que estaban dirigiendo su atención a las disputadas partes orientales de Ucrania. Después de días de líderes occidentales mostrando su frente unido contra Rusia, el ataque podría verse como una respuesta de Putin y su ejército a Biden y Occidente.

Biden, parado en el borde este de la OTAN, en Polonia, emitió una severa advertencia durante su discurso y le dijo a Putin: «Ni siquiera pienses en moverte en una sola pulgada en el territorio de la OTAN». Dijo que Estados Unidos estaba comprometido con las obligaciones de protección colectiva establecidas en la carta de la OTAN «con toda la fuerza de nuestro poder colectivo».

Pero Biden dejó en claro que el conflicto actual en Ucrania, que no es miembro de la OTAN, no requiere que EE.UU. se involucre directamente.

«Las fuerzas estadounidenses no están en Europa para entrar en conflicto con las fuerzas rusas, las fuerzas estadounidenses están aquí para defender a la OTAN», dijo.

En un mensaje a los polacos y otros aliados de la OTAN, Biden usó un grito de la era de la Guerra Fría del difunto Papa Juan Pablo II, nacido en Polonia, para unir a una nación que enfrenta nuevas amenazas.

“No tengas miedo”, dijo Biden.

«Nada de esa batalla por la libertad fue simple o fácil. Fue un largo y doloroso trabajo que se libró no durante días y meses, sino años y décadas”, dijo Biden a la multitud. «Resurgimos de nuevo en una gran batalla por la libertad, una batalla entre la democracia y la autocracia, entre la libertad y la represión».

Dijo que las mismas lecciones deben aplicarse a la amenaza actual de Rusia.

“Esta batalla tampoco se ganará en días o meses. Necesitamos armarnos de valor para una larga lucha por delante”, dijo Biden.

Mientras Biden se reunió con los refugiados en Varsovia, dijo el viernes que hubiera preferido ver la crisis desde una perspectiva aún más cercana.

“No me dejarán, comprensiblemente, supongo, cruzar la frontera y echar un vistazo a lo que está pasando en Ucrania”, dijo. La Casa Blanca ha dicho que no exploró una visita a Ucrania.

La visita al vecino occidental de Ucrania se produce cuando Polonia, en varios frentes, ha instado a Estados Unidos a hacer más en la guerra.

Por ejemplo, Duda, ha pedido a Estados Unidos que acelere y simplifique los procedimientos que permiten a los ucranianos con familiares en EE.UU. venir al país.

Más de 3,5 millones de refugiados han huido de Ucrania, según datos de la agencia de refugiados de las Naciones Unidas publicados el martes. La gran mayoría de esos refugiados han huido a los vecinos occidentales de Ucrania en toda Europa.