ACTUALIDAD

Cinco costumbres que se han convertido en “ley” para los guatemaltecos

22 junio, 2018 Redaccion Canal Antigua

Sin duda los guatemaltecos somos únicos. Nos caracterizamos por nuestros sentido del humor, solidaridad y optimismo.

No hay circunstancia de la que no nos podamos levantar, somos un país con gente cálida, a todo le encontramos el lado positivo y de hambre no morimos, pues somos emprendedores y sacamos dinero hasta debajo de las piedras.

Pero hay costumbres que se han vuelto “ley” para nosotros, sin las que no podemos vivir, pues estamos seguros que si algún día debemos partir hacia otro país por trabajo, turismo o de “mojados” -que no es lo recomendable, pero ese es otro tema- vamos a extrañar significativamente lo que nos distingue.

Así que hagamos un repaso de esos hábitos tan deliciosos para nosotros, los guatemaltecos:

Café con pan: No me dejarán mentir, pero esta hora es sagrada, no importa si hace calor aunque mejor si el clima está frío, pues desde la abuela hasta el nieto se reúnen en la mesa todas las tardes para remojar el panito en una taza de café, por lo general, hervido.

El cafecito acompañado de una concha es la refacción soñada para los guatemaltecos.

Las tortillas: Sin duda esta es la “ley” inquebrantable durante los tres tiempos de comida y de las cosas que más se extraña cuando se viaja a otra localidad, pues en Guatemala la tortilla es única. Cuando vamos a la tortillería siempre las pedimos recién salidas del comal porque son más ricas. Solo de sentir el olor a masa cocida nos despierta más el apetito.

No hay tiempo de comida en los que la tortilla no esté presente.

Los frijolitos: Ya sea parados, colados o volteados forman parte de los desayunos y cenas del buen chapín. Hay variedad: colorados, blancos o camaguas, pero los negros son los que nos quitan el aliento. Y si les agregamos crema y queso, se nos hace agua la boca.

Se dice que si los frijoles son cocidos en olla de barro son más deliciosos.

Paches de jueves: Una delicia. Ese día procuramos salir unos minutos antes del trabajo para pasar por los paches y hasta compramos uno extra para llevarlo de desayuno el viernes. El pan francés no puede faltar para acompañar este rico platillo hecho con papa, recado y carne.

Los paches solo se venden los jueves.

Los del farol rojo: Estamos seguros que al describirte una bombilla cubierta por una pelota roja vendrá a tu mente el tamal; no hay pierde. Al igual que los paches, el tamal también tiene día específico de venta y es el sábado. A cualquier colonia a la que vayamos, si miramos el farol rojo sabemos que es una venta de esta rica masa con recado y carne, envuelta en una hoja de maxán.

Con unas gotas de limón se acentúa el sabor de los ingredientes del tamal.

Por Carolina Hernández

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS